sábado, 10 de diciembre de 2016

Gigantes y Cabezudos




Ya llega el reinado de fantasía 
Que dura tan solo un día.
La tarde se viste de sueños,
Ilusiones, paciencia y estupor
Se reúnen en la faz de un niño
Que espera al ejército que llega,
Subiendo las huestes a la carrera,
Suenan fanfarrias y cornetas,
Algarabía, cohetes y mil danzas
Agitan los pasillos del sueño.
Ya llega el reinado de fantasía 
Que dura tan solo un día.
Reinado que desarbola desgracias,
efímeras nostalgias que vuelven.
Gigantes tocando los cielos
Y una cohorte de cabezudos
Tan fieles escuderos e hidalgos
Que como bálsamos de un día
Siembran dulces sonrisas, porque
Llega el reinado de fantasía
Ese que dura tan solo un día.



jueves, 8 de diciembre de 2016

Por los sotos camina el río



Las aguas lloran salpicando de luz
Y anudando tu cintura orgullosa,
tu, el bello río que se siente andaluz,
Rindiendo sumisión, ilusión hermosa,
Que de principios y pasado encierras,
Puro  éxtasis , refrescando a tu diosa.
Ya no ríes noria, agua de frescas sierras
esclavas de unas muelas que si sueñan
y entre sotos, mil dichas encierras.
Cuantas veces saliste de tu cauce
por contemplar la beldad de una tierra
que tan triste, tuviste entre tus fauces.
Ojos pétreos custodian aguas verdes
cual hermosa sinfonía cristalina,
que de una mirada, siempre recuerdes.
Rojo sol, serena armonía que calla
cada tarde, escoltándolo entre  verdes,
eterna danza de luna, que estalla.









sábado, 22 de octubre de 2016

El buen vino


Oh mi gran Dios Baco
tu que sabes existir
alúmbrame para sentir,
légame tu dulce afrodisíaco.
Cuantas buenas horas
de momentos taciturnos
embriagos nocturnos,
Ah las resacas deudoras.
Sarmientos apasionados,
aguerridas cepas protectoras
verted frutas fundadoras,
estirpes y sueños deseados.
Ultimo señor de la tierra,
vasallo de mis sentidos
muchos son tus vestidos
y todos la vida encierra.
Como la humanidad
De joven, cimarrón
En la madurez, erupción
En la vejez, todo cordialidad.
Cual es el mejor
se preguntan los legos,
acaso son ciegos
todo el vino es clamor.
Cuan humilde cuna
que si enfriado con hielo
es siempre llovido del cielo
expirando en mantel de fortuna.
Yo confieso como cura viejo
Que me gusta el buen vino,
Y en mi mano un catavino
retorna como negro vencejo
¿Se puede amar al vino?
¿Acaso no amas la vida?
Así la sentencia esta ungida
solo lo desprecia el ladino.


sábado, 15 de octubre de 2016

jueves, 13 de octubre de 2016

miércoles, 12 de octubre de 2016

Alcalá la Real




Una hermana tiene la Alhambra,
Que si una pone belleza,
La otra derrama fortaleza,
Y la Mota, en su cerro la encumbra.



Ribera del Huéznar.



En un cerro blanquea Cazalla

En otro, la señorial Constantina

Entre ambas estirpes custodian

una Rivera, mas que divina.



Alcaudete




Un ejército de olivos


Tu plaza defienden,



Gigantes y cabezudos,



Armonía y orden extienden.




domingo, 9 de octubre de 2016

Desnudez




Contemplar tu desnudez es mirar al mundo,
Esas Fértiles tierras que esperan ser rociadas
Por amarradas lluvias devoradoras de angustias,
Rejuveneciendo purezas ocultadas con monotonía.


Contemplar tu desnudez es pasear por el celeste,
Esa llanura de miradas que precede a la oscuridad,
Mágico cuerpo de madura belleza encadenada,
Estrella, la polar que baila entre laberintos de pasión.


Contemplar tu desnudez es un viaje refulgente
Cumbres soñadas, valles olvidados del tiempo,
Oh dulce sueño de una larga noche de verano
Que en los claros de luna hacen brillar tu luz.


Contemplar tu desnudez es pasear por una huerta
Frondosa, plena de higueras, jacintos y limoneros
Que cada mañana se estremecen con los jilgueros
Y los cánticos de luz que ahuyentan las sombras.


Contemplar tu desnudez es la ausencia de sollozos
Porque tu desnudez, quiebra sombras de tristeza.


viernes, 7 de octubre de 2016

LA ALAMEDA



Vestida de verano camina la tarde
Te miraste en mis ojos en silencio,
Silencio en el que se mecen las hojas
Y el remanso cristalino de la vieja carpa.
En su dialogo la Alameda pierde hojas
Como los hombres pierden las palabras.
Sobre el río los vencejos sobreviven
Y en las copas las brisas flirtean 
Alumbrando temblores de esperanza,
Quisiera volver a ser niño de nuevo
Porque los ríos se van callados
Levándose los reflejos de sus orillas
Alamedas, naranjos y densos tarajes. 
Cuando encuentre mis senderos,
Junto a esas viejas vías de siempre
Y los reflejos de mi cerro protector,
Volveré a ser niño, junto a la Alameda,
Escuchando como canta el Abejaruco.






sábado, 3 de septiembre de 2016

Coplas de amor



I
Yo nací solo para amarte
por eso estoy aquí 
ya no quiero otra tarea
 que no sea quererte a ti.

II
Quiero ser tu sombra
Y ese árbol protector
Que recoja tus suspiros
Cubriéndote  de amor.

III
En la fuente de tu boca
Amamanté mi sed,
Que nunca se seque la fuente
Para de ahí, siempre beber.

IV
Son tu labios dulces
Como dulce es la miel,
Bendita esa colmena
Que tanto he de beber.





Copla a unos ojos




Por el portal de tus ojos
Se coló mi corazón 
Ay que ojos tan trileros
Que me causan adicción .

Es tan  dulce la adicción
Que se infiltró de rondón,
Como una efímera mariposa
Invocando  mi atención.

viernes, 2 de septiembre de 2016

Copla al beso perdido




Perdí en tu boca un beso
Y en tus manos una flor
Perdí en tu cintura mi empeño
Sólo buscando tu amor.

De tu amor yo bebería 
Cuando arden tus pasiones
Y las brasas de tus ojos
Me atormenten sin rubores.





lunes, 29 de agosto de 2016

SOLILOQUIOS EN VOZ BAJA.

 
 
I
Susurraré en tu abanico
Cuanto es mi amor por ti,

Así jamás llegara el olvido.
 
II
Vi una musa escondida
Ocultando triste su rostro,
 Pronto la vi, era mi fantasía.
 
III
Quiso la muerte soñar
Que jugaba con un niño,
El final, antes de comenzar.
 
IV
Un ciego soñó que veía
Así viendo lo que sería
Soñó en no ver todavía.
 
V
Pasan las horas mudas
Fatigadas y solitarias,
Sin versos son oscuras.
 
VI
Cuando una copla murmura
Soledades y amarguras,
Las lágrimas, son seguras.
 
VII
Hay locuras adormecidas
En el fondo de los sueños
Que de ser, serían divinas.
 
VIII
Los fantasmas de la mente
Vuelan libres como sueñan
Aunque a veces atormenten.
 
IX
Un libro solo, dijo un galeno
Sana la mente sin taras
Y no hay más dulce veneno.
 
X
El poema es un jardín
Que con brisa y fuente clara
Al desierto hace oasis.



 
 
 

domingo, 28 de agosto de 2016

SONRISAS DE LUNA.



A veces veo a la luna llena

Jadeante entre el encinar
Va persiguiendo miradas
Y sueños que viven de amor,
No es en la luna todo verdad
Ya que tiene la luna una cara,
la cara,una sonrisa en la boca ,
La boca, una palabra sin voz 
La voz, un simple reflejo de luz,
Y La luz, es su mentira prestada.
Grave, ingrávida y tan divina
Hermoso anzuelo que nos cautiva
Con austero remanso de armonía,
Son sonrisas de luna que brotan
En las cortas noches de verano
Colmando idearios, entre sonrisas.


En busca de un sueño


Nunca abandones tus deseos
Porque la vida es un desierto
Y  a veces un oasis de poesía.
Somos almas llenas de pasión 
Que huyen de sus monotonías
Aferrando  cuantas libertades
Orbitan alrededor de un sueño.
Recorro horas que no conozco
Horas, horas, horas y horas
Que golpean aprovechándose 
de mi , procreando soberbias, 
Pariendo días, meses, instantes,
Aspiro a navegar sin naufragios
Al compás de lo que muy pronto
Pasado será, equilibrando el hoy
Y dando venerabilidad al mañana.



sábado, 13 de agosto de 2016

Al Pedro Ximenez




Mar de aromas y secretos quietos
que ni a la tierra o cielos engañan
ni al horizonte en plena campaña,
la vida por el sol, la muerte por el,
que al séptimo día dejó la tierra,
abandonando su voluntad terrenal
y cual ermitaño buscó el silencio
voluntario del lagar ,entre paisajes
de soleras y  criaderas centenarias.
Mar de aromas y secretos quietos
que el tiempo forma en soledad
labrando fragancias inolvidables
y tonalidades de sutil geometría,
hermosamente acariciadas por ecos
de tardes, cielos, nubes y soles,
bella lid de amantes sublimados.
Llevo los ojos cerrados por ti
y cuando empapas mis sentidos
ni envidio a Dionisio ni a  Baco,
Entiendo así, tu larga soledad,
condena que llena la eternidad
con un mar de aromas y secretos.



jueves, 11 de agosto de 2016

PAISAJE

Invierno andaluz (álamos y ovejas en Alcalá de Guadaira) (1880). Museo Carmen Thyssen (Málaga).
.
Atalayas de álamos
enhiestos sin sombra
Flirtean con los vientos,

Que tan yermos de hojas
Custodian las veredas
Entre brumas matinales
Y fidelidades compartidas,
Ellos apadrinan trémulos,
En paz ,al hato que vuelve.
Gris fue la madrugada
Entre lágrimas de lluvia,
Gris será el atardecer
Entre los mismos llantos,
Ya va clavando puñales
La larga noche de invierno
A un crepúsculo que huye.
El pastor torna ansioso,
En su regazo dos vidas,
Lechales tambaleantes
Cuyo destino efímero
Alegra las haciendas,
Así entre blancos álamos
La tarde va escapando,
 columpiándose entre pinceles
Que reflejan un instante.
 
 

martes, 9 de agosto de 2016

CLORIS



¡Ninfa de los dos vientos que sueñan!
Bóreas el violento, Céfiro obnubilado ,
Mírame desnuda musa de las sombras,

Se que tiernos y erectos están tus senos
altas sus cumbres ,suavidad de terciopelo,
Se que tus labios del color de los sueños
saben a frescos frutos rojos del bosque
y tu vientre ,blanco nácar, es puro altar
donde los dulces y sabrosos néctares
Se ofrecen sin vértigos con suma calidez
A dioses amantes del imperio de las flores
en una ecuación perfecta, sin incógnitas
aromatizada con pétalos de fresco jazmín.
Muéstrate desnuda musa de las sombras
¡Ninfa de los dos vientos que sueñan por ti
!
 
 

sábado, 6 de agosto de 2016

La alberca del tejar



Asomado en el balcón del tiempo
atisbo la vieja alberca rebosante
amamantada por incansable chorro,
vestida va con traje de verde verdín,
dulce melodía, dulce cantar del agua,
resuena entre el olor a leña de encina
y unos cansinos giros del viejo torno.
Dos indiferentes carpas despiertan
la madrugada como estrellas mojadas,
mientras, tenue el sol, deja de soñar.
Y entre sueños, dos niños sueñan,
y  juegan vestidos de inocencias
la curiosidad y los cantos de sirenas
les tornaron aguerridos pescadores,
brava fue la lid, y resbaladizo el pilón
y entre ambos, denso fue el chapuzón.












viernes, 5 de agosto de 2016

EN BUSCA DE LA MUSA.



Ven a mi, acógeme en tu noche..
Yo te besaré en los labios con dulzura
tan pronto como el gallo rompa la noche

Y el cristal se embadurne de fino Rocío,
Entonces nos beberemos el néctar 
celebrando un amanecer embriagador.

Ven a mi, acógeme en tu noche..
Yo te besaré como lluvia a la tierra,
Y como la tierra a las briznas de hierba
Que recién germinadas, asoman la vida
y en quererte pura no desfalleceré jamás,
Como el mar ama las doradas arenas.

Ven a mi, acógeme  en tu noche..
Yo te besaré para que todo lo olvides
y dejaré de soñarte, lejana hada desnuda,
Venus de pasión, temblorosa y firme a la vez,
Más algo dejaré, no sin pesar para mañana, 
beber tu intimidad entre velos de desnudez.

Ven a mi, acógeme  en tu noche..
Yo te besare despacio, saboreando miradas
Vaivenes de ternura sembrados de fragancias
Que me adentren en la conquista de tu cuerpo,
Seduciendo umbrales de pasión tan ansiada,
Adicciones que perduran aunque pase el tiempo.


Vuelta atrás




Mi patria es mi memoria,
A veces vida secreta que nos libera
Abriendo surcos que no siempre germinan,
Adoro la paciencia con la que juegan 
Generaciones que avanzan en silencio
Cruzando puentes y transitando vidas,
Parece que no avanzan, que no llegan,
Pero los años se secan como las hojas
Feneciendo entre las cunetas de la vida,
Los años son acordes de una canción
Que suena y suena, hasta el final,
Cuantas veces alegre, cuantas triste,
Emociones, lágrimas , sonrisas, sorpresa,
Y es que mi patria, es mi memoria.

INTERIOR


El corazón es un arroyo imaginario,
Un enigma que ensueña entre chopos,
entre nieblas puras y aguas cristalinas,
Secretos e ilusiones ,luces y tormentas,
Alma y sangre, miel y sueños ungidos
Entre pasiones, eclipses y campanadas.
Dice el corazón: "tengo sed de amores"
Dice la cabeza: " yo tengo sed de silencios",
Sed de aromas que la madrugada enseña,
Sed de silencios que luminosos reposan
Entre auroras que estremecen ensueños
Y silencios que magnifican la nostalgia.
El corazón, forjado por pétalos y espinas,
Cual esponja marina, enjuga tanta dulzura,
Maldades, como instantes contiene una vida.
El corazón, ese enorme pentagrama desnudo
Que sólo en la madurez se llena de armonías,
Como un abeto solitario que se mece al viento.




domingo, 26 de junio de 2016

Tristezas de Talavera.




El tiempo, ese obrero febril que como cíclope 
Brama inexorable, horadando las ilusiones
De unos brillos de antaño, olvidados de hoy,

Caprichos de ayer de mañana y de siempre.
Con arneses grotescos ciñen de vergüenza 
tu cintura, Arias tristes a la luz de la noche
Que entonan melodías de eterna tristeza.
Palomas, vencejos y oportunas higueras
Habitan el páramo umbrío del olvido, 
De aquellos que sólo siembran sombras
Repartiendo miserias doradas , superfluas,
Que encandilando ignorancias adormecen
Voluntades entre orgías de dádivas y venenos.
Pasan cielos blancos, negros, cielos azules
Tañidos de campanas de vida, de muerte,
Campanadas que ahuyentando palomas
Te acompañan sempiternas entre azahares
Y miradas, miradas cargadas de deseos
De buenaventuras y de nuevo, el olvido, 
el olvido que olvidará, con el paso del tiempo 
Nombrándote buque insignia de la escuadra.



jueves, 23 de junio de 2016

Verdades de Alguien






I
 
No vale nada el futuro
Si la envidia es la razón
Que sí España es de Caín
Nunca seremos nación
 
II
 
Somos muy de criticar
A la luz que nos ilumina,
A las opiniones ajenas
Y la libertad de los demás.
 
III
 
Si todos respetasen
Lo que piensan los demás
Menos lenguas sueltas
Y mucha más verdad.
 
IV
 
Hay dos modos de pasar
En silencio y sin pisar,
O con sombras sin verdad,
Así camino para cada cual.
 
V
 
No me gustan los cañones
Que tanto levantan la voz,
Porque siempre por gritar
entristecen corazones.
 
VI
 
¿Quien tiene más razón
El que levanta la voz
O la voz del corazón,?
Esa es perenne cuestión.
 
VII
 
Si por orgullo no escuchas
Lo que las voces claman
No esperes ser oído
Cuando la mar embravezca.
 
 
 
 


martes, 21 de junio de 2016

SUEÑOS DE OTROS

 
 
I
Sueña la fuente del Espino
susurrando arroyos claros
Aun llegando manso el verano
Llena de nostalgias los veneros.
II
Sueña la vieja mula
En arados ya perdidos,
en fandangos muy sentidos
Y en terrones venideros.
III
Sueña el reloj en monotonía
Y la luz ya acaricia burlona
Esas sábanas que dormían
En un rincón de Andalucía
IV
Sueña el alma del poeta
Con las mieles de los versos,
Con antorchas encendidas
Que iluminen fantasías.
V
Sueña la casa vacía
En unos niños que griten,
En un frondoso limonero
Y unas ventanas abiertas.
VI
Sueña el sol peregrino
En hacer el amor a la luna
Penadas almas pasajeras
Que en eclipse se fascinan.
VII
Sueñan los jazmines
Con ser recios girasoles
Para asomar a los campos
Con sus cristalinos olores.