lunes, 7 de enero de 2013

Plenitud




Una mañana abres los ojos
Y ves ante el espejo que la vida
Tiene el mal habito de avanzar
y avanzar,
Las ideas perturban el destino
y a mi,
Me perturban las lagrimas.
¿Porqué me llevas a mi ocaso?
Tu,
La fatal franqueza que vive sola,
los
Perpetuos astros
Que matizan las noches.
El invierno nunca llora, solo
Órbita amores desde la lejanía,
Sueños ondulados por el tiempo
Sin sombras de tristezas umbrías,
¿ De que color son las sombras?,
esos
Espejismos que tiemblan solitarios
y que
Tienen el color de las tentaciones
El color de los engaños,
esos que
Cada día la mente aleja del cuerpo,
Nieblas del alma que alejan la cordura.

Nada es mentira, nada es verdad,
Todo es verdad, todo es mentira
Me gustan las laderas luminosas
y que
Las palabras lleguen desnudas,
Vivan como sencillas flores
y mueran como los sueños,
al amanecer.






2 comentarios:

SILOE dijo...

Siempre es un palcer visitarte....
Me encanta como escribes.
Reme.

Ana Lecea dijo...

Bueno, muy bueno ... el transcurri sincero de la vida y el poder vivir y admirar lo hermoso y lo que no es.
Un abrazo